Esclerodermia focal: causas, síntomas, tratamiento

Entre la esclerodermia, varios especialistas identifican dos formas de esta enfermedad: sistémica y focal (limitada). El curso sistémico de esta dolencia se considera el más peligroso, ya que en este caso, los órganos internos, el sistema musculoesquelético y los tejidos están involucrados en el proceso patológico. La esclerodermia focal se caracteriza por manifestaciones menos agresivas, se acompaña de la aparición en la piel de áreas (bandas o manchas) de color blanco, que en cierta medida se asemejan a cicatrices y tiene un pronóstico favorable. Esta enfermedad a menudo se detecta en el sexo justo y el 75% de los pacientes son mujeres de 40 a 55 años.

En este artículo, le presentaremos las causas, los síntomas y los métodos de tratamiento de la esclerodermia focal. Esta información será útil para usted, podrá sospechar a tiempo el inicio del desarrollo de la enfermedad y preguntar al médico sobre sus opciones de tratamiento.

Clasificacion

No existe un sistema de clasificación unificado para la esclerodermia focal. Los especialistas aplicarán con mayor frecuencia el sistema propuesto por Dovzhansky S. I., que refleja mejor todas las variantes clínicas de esta enfermedad.

  1. Blyashechnaya.Se divide en indurativo-atrófico, superficial "lila", nudoso, profundo, bulloso y generalizado.
  2. Lineal Se divide en el tipo "golpe de sable", de estilo veraniego o en forma de banda y zosteriforme.
  3. Enfermedad de manchas blancas (o liquen esclerostrófico, esclerodermia guttata, liquen blanco Tsimbusha).
  4. Atropoderma idiopático de Pasini-Pierini.
  5. Parr-Romberg frente a la hemiatrofia.

Atropoderma idiopático Pasini-Pierini

Con este tipo de esclerodermia focal, las manchas con contornos irregulares se encuentran en la parte posterior. Su tamaño puede alcanzar hasta 10 centímetros o más.

Atrophoderma idiopático Pasini-Pierini es más común en mujeres jóvenes. El color de las manchas es cercano a un tono azulado-púrpura. Su centro se hunde un poco y tiene una superficie lisa, y puede haber un anillo púrpura a lo largo del contorno de los cambios en la piel.

Durante mucho tiempo después de la aparición de las manchas, no hay signos de consolidación de las lesiones. A veces estos cambios en la piel pueden estar pigmentados.

En contraste con el tipo de placa de esclerodermia focal, la atropodermia idiopática, Pasini-Pierini, se caracteriza por la lesión principal de la piel del cuerpo, no la cara.Además, la erupción con atrophoderma no puede retroceder y progresar gradualmente durante varios años.

Hrytrofia de cara de Parry-Romberg

Este tipo raro de esclerodermia focal se manifiesta por una lesión atrófica de solo la mitad de la cara. Este enfoque se puede ubicar tanto a la derecha como a la izquierda. Los cambios distróficos están expuestos al tejido de la piel y al tejido adiposo subcutáneo, y las fibras musculares y los huesos del esqueleto facial están involucrados en el proceso patológico con menos frecuencia o en menor medida.

La hemiatrofia facial de Parry-Romberg es más común en mujeres, y el inicio de la enfermedad ocurre a la edad de 3 a 17 años. El proceso patológico alcanza su actividad a la edad de 20 años y en la mayoría de los casos dura hasta 40 años. Primero, en la cara aparecen bolsas de cambios de tinte azulado o amarillento. Gradualmente, se compactan y, con el tiempo, sufren cambios atróficos, lo que representa un defecto cosmético grave. La piel de la mitad afectada de la cara se arruga, adelgaza e hiperpigmenta (focal o difusa).

No hay vello en la mitad afectada de la cara, y los tejidos debajo de la piel son susceptibles de grandes cambios en forma de deformaciones. Como resultado, la cara se vuelve asimétrica.Los huesos del esqueleto facial también pueden participar en el proceso patológico, si el inicio de la enfermedad comenzó en la primera infancia.

Discusiones sobre la enfermedad.

Entre los científicos, el debate continúa sobre la posible relación de la esclerodermia sistémica y limitada. Según algunos de ellos, las formas sistémicas y focales son variedades del mismo proceso patológico en el cuerpo, mientras que otros creen que estas dos enfermedades difieren mucho entre sí. Sin embargo, tal opinión aún no encuentra confirmaciones exactas, y los datos estadísticos indican el hecho de que en el 61% de los casos la esclerodermia focal se transforma en sistémica.

Según diversos estudios, la transferencia de la esclerodermia focal a la sistémica se ve facilitada por los siguientes 4 factores:

  • desarrollo de la enfermedad antes de los 20 años o después de los 50 años;
  • esclerodermia focal parcheada o lineal;
  • aumento de anticuerpos anti-linfocíticos y complejos circulantes inmunes gruesos
  • La severidad de la desinmunoglobulinemia y la falta de inmunidad celular.

Diagnósticos

El diagnóstico de esclerodermia focal se ve obstaculizado por la similitud de los signos de la etapa inicial de esta enfermedad con muchas otras patologías.Es por ello que el diagnóstico diferencial se realiza con las siguientes enfermedades:

  • vitiligo;
  • forma indiferenciada de lepra;
  • Kouros vulva;
  • nevo queloide;
  • Síndrome de Schulman;
  • carcinoma de células basales tipo esclerodermia;
  • psoriasis

Además, al paciente se le asignan las siguientes pruebas de laboratorio:

  • biopsia de piel;
  • Reacción de Wasserman;
  • bioquímica sanguínea;
  • hemograma completo;
  • inmunograma.

Realizar una biopsia de piel permite realizar un diagnóstico correcto de "esclerodermia focal" con una garantía del 100%, este método es el "estándar de oro".


Tratamiento

El tratamiento de la esclerodermia focal debe ser complejo y prolongado (tratamiento múltiple). Con un curso activo de la enfermedad, el número de cursos debe ser de al menos 6, y el intervalo entre ellos debe ser de 30 a 60 días. Con la estabilización de la progresión de los focos, el intervalo entre sesiones puede ser de 4 meses, y con manifestaciones residuales de la enfermedad, los ciclos de terapia se repiten como profilácticos 1 vez en medio año o 4 meses e incluyen medicamentos para mejorar la microcirculación de la piel.

En la etapa de curso activo de esclerodermia focal, el plan de tratamiento puede incluir tales medicamentos:

  • antibióticos de penicilina (ácido fusídico, amoxicilina, ampicilina, oxacilina);
  • antihistamínicos: Pipolfen, Loratadin, Tavegil, etc .;
  • Medios para suprimir la síntesis excesiva de colágeno: Extracto placentario, Lidaza, Actinogial, Collalizin, Longidase, Aloe;
  • antagonistas de los iones de calcio: verapamilo, fenigidina, corinfar, etc .;
  • Fármacos vasculares: ácido nicotínico y preparaciones a base de este (nicantinato de xantineol, Complamin), Trental, Mildronat, Eskuzan, Berberin, Madecassol, etc.

En el caso de los líquenes escleroatróficos, se pueden incluir cremas con vitaminas F y E, solcoseril, retinol palmato, actovegin en el plan de tratamiento.

Si un paciente tiene focos limitados de esclerodermia, el tratamiento puede limitarse a la administración de fonoforesis con tripsina, ronidasa, quimotripsina o lidasa y vitamina B12 (en velas).

Para el tratamiento local de la esclerodermia focal, deben aplicarse pomadas y fisioterapia. Como drogas locales se suelen usar:

  • Troxevasin;
  • Ungüento de heparina;
  • Theonikolovaya ungüento;
  • Heparoide;
  • Ungüento de butadion;
  • Dimexide;
  • Tripsina;
  • Lidaza;
  • Quimotripsina;
  • Ronidaza;
  • Unithiol.

Lidasa se puede utilizar para realizar la fonoforesis o electroforesis.Ronidaza se utiliza para aplicaciones: su polvo se aplica a una servilleta empapada en solución salina.

Además de los métodos fisioterapéuticos anteriores, se recomienda a los pacientes que realicen las siguientes sesiones:

  • terapia magnética;
  • fonoforesis con hidrocortisona y kuprenil;
  • terapia con láser;
  • descompresión al vacío.

En la etapa final del tratamiento, los procedimientos pueden complementarse con baños de agua fundida o de radón y masajes en el área de las lesiones de esclerodermia.

En los últimos años, para el tratamiento de la esclerodermia focal, muchos expertos recomiendan reducir el volumen de medicamentos. Pueden ser reemplazados por productos que combinan varios efectos esperados. Estos medicamentos incluyen Wobenzym (comprimidos y ungüentos) y polihenzimas sistémicas.

Con el enfoque moderno para el tratamiento de esta enfermedad, el plan de tratamiento a menudo incluye un procedimiento como HBO (oxigenación hiperbárica), que promueve la saturación de tejidos con oxígeno. Esta técnica le permite activar el metabolismo en las mitocondrias, normaliza la oxidación de lípidos, tiene un efecto antimicrobiano, mejora la microcirculación sanguínea y acelera la regeneración de los tejidos afectados.Este método de tratamiento es utilizado por muchos expertos que describen su efectividad.

Varios dermatólogos utilizan productos a base de dextrano para el tratamiento de la esclerodermia focal (Reomacrodex, Dextran). Sin embargo, otros expertos creen que estos medicamentos solo pueden usarse en formas rápidamente progresivas y comunes de esta enfermedad.

Cual medico contactar

Si aparecen manchas de larga duración en la piel, es necesario consultar a un dermatólogo. Un inicio oportuno del tratamiento retrasará la transición de la enfermedad a una forma sistémica y permitirá mantener una buena apariencia de la piel.

El reumatólogo recomienda necesariamente al paciente que descarte un proceso sistémico en el tejido conectivo. En el tratamiento de la esclerodermia focal, los métodos físicos de tratamiento desempeñan un papel importante, por lo que es necesario consultar a un fisioterapeuta.

El especialista de la clínica médica de Moscú habla sobre diferentes formas de esclerodermia focal:

Mira el video: Epilepsia Lobulo Temporal 1/2

Deja Tu Comentario